Semanario Virtual Caja de Herramientas
 
 

Chile, Colombia y los estudiantes este 17

  Miguel Ángel Herrera
  Profesor asociado – Unal
   
 

Este domingo, vuelven a votar los chilenos. Las encuestas marcan como posible triunfadora a la expresidente Michele Bachelet, frente a su principal rival, Mattei, hija de un General golpista. El orden constitucional es todavía el heredero de la dictadura que derrocó el proyecto de la Unidad Popular.

La novedad, sin embargo, de esta elección no es el posible triunfo de Bachelet, que pocos se atreven a pronosticar en la primera vuelta, sino el ascenso de la dirigencia estudiantil que ha hecho resistencia por un lustro a la privatización neoliberal de la educación pública.

En una nota anterior recordé cómo, en esta lucha, que empezó con los pingüinos del sur quienes desde el bachillerato le han cantado la tabla a la desigualdad y la exclusión. A ellos se unieron los estudiantes universitarios orillados por la privatización de la universidad pública.

Ahora, cuando menos dos camadas de universitarios, una liderada por la expresidente de la FeCh, Camila Vallejo, comunista como la secretaria del PCCh, quien también es una joven que luce con desparpajo sus ideas y su embarazo de 5 meses. Ambas aspiran a ser electas a la Cámara de Diputados por la alianza con comunistas y socialistas que quieren reelegir a Bachelet.

La otra corriente también tiene a un líder y ex presidente de la FeCh, Gabriel Boric de la Autonomía de izquierda, cabeza de una lista con varios jóvenes que quieren ser votados diputados, en esta nueva etapa de la lucha política y social chilena. La fortaleza de estos, su principal trinchera y tribuna es  la organización estudiantil universitaria, donde a él, lo sucedió Fielbaum de la línea Continuidad. Ahora pasará bajo las horcas caudinas en Magallanes.

Dos hijos de la izquierda

Bachelet como Marco Enríquez Ominami, son hijos del proceso de reforma que se hundió a bombazos y dólares en 1973. Los dos aspiran a ser sepultureros del orden dictatorial que hizo posible el neo-liberalismo como laboratorio de la desigualdad y el crecimiento económico, que hace de Chile un "mal ejemplo", que exhibe “desvergonzado” un ingreso anual per cápita superior a los  US 22.000, una brecha entre pobres y ricos, que sólo palidece ante la colombiana. Y una cadena de impunidades que aún no se resuelve.

Es por esto, que Bachelet ha tenido que levantar como una de las tres banderas de su presidencia la educación superior gratuita. Para obtener votos de sus aliados jóvenes comunistas, quienes respaldan su candidatura; y para quitarle votos a los demás jóvenes que se reparten en varias propuestas presidenciales, siendo la más opcionada, pero en un cuarto lugar de posibilidad, la del hijo de Miguel Enríquez, asesinado por la dictadura pinochetista.

Los universitarios mismos buscan ser elegidos para garantizar que sus reivindicaciones educativas y contra los privilegios enfeudados por la dictadura sean debatidos y abolidos en las instancias de la representación política, lo que para nada le baja el tono a las movilizaciones y a los reclamos de la protesta, en alianza con la causa ancestral de los Mapuches.

Y Colombia, ¿cómo va?

Aquí, también están doblando las campanas para quienes quieran aprovechar el espacio electoral de 2014, para luchar por la igualdad social y la democracia, y para afianzar el proceso de una  "Paz con logros".

Todo lo cual requiere, aunque se utilice el placebo oficial del referendo, una asamblea constituyente, que, en verdad, solo interesa a los de abajo, aunque el partido de la derecha amenace con el poder constituyente.

Estamos a la expectativa de si aparece un proyecto de estudiantes para ser elegidos al Congreso, sin que se quede en la causa partidista de listas ya conocidas. Levantando una propuesta nacional, que tenga a la educación pública en su corazón, y que interpele la causa de la tierra y los campesinos en primera persona.

Junto a la rica experiencia de las autonomías indígenas. Una efectiva propuesta de los grupos y clases subalternas que haga la diferencia frente a las cajas destempladas de la izquierda, que no encuentre el modo de aprovechar la situación de crisis que vive a cielo abierto el bloque dominante. Veremos.

Edición N° 00377 – Semana del 15 al 21 de Noviembre de 2013
 
 
Importante: Cada autor es responsable de sus ideas y no compromete el pensamiento de Viva la Ciudadanía. Se permite la reproducción de nuestros artículos siempre y cuando se cite la fuente.
 
   
 
 
comentarios suministrados por Disqus