El aislamiento obligatorio
sin comida es otra forma de morir

 

Habitantes de Ciudad Bolívar aseguran que en este periodo de cuarentena 238 familias no han recibido ayudas del estado, por esa razón comenzaron a poner “trapos rojos” en las entradas de sus casas como símbolo de manifestación ante esta inconformidad.

 
Viviana Vargas
 
Socióloga
 
 

La localidad de Ciudad Bolívar desde la emergencia del Covid-19 ha sido uno de los lugares más afectados, puesto que la gran mayoría de la población que habita en esta zona se encuentra en condiciones de vulnerabilidad, se considera como la localidad con más problemáticas económicas y sociales en la ciudad, además de una pobre representación de las entidades estatales.

Es importante mencionar que esta zona periférica de Bogotá cuenta con la mayor cantidad de población desplazada. Según una investigación de la Universidad del Rosario, las cifras corresponden a (26% del total) de población desplazada. Aunque la mayoría de los habitantes están clasificados en estratos socioeconómicos 1 y 2, el 17% se sitúa por debajo de la línea de miseria, asimismo, se detectan otras problemáticas como hacinamiento, asentamientos urbanos ilegales, es decir muchas de estas casas se encuentran construidas de manera artesanal, y las personas que residen en esta zona se dedican a las labores de rebusque y el día a día, hacen parte de los trabajos informales.

Por tanto, desde el pasado martes 14, se vieron forzados a salir a las calles a protestar, hacer marchas y cacerolazos, para exigirle al estado que tome medidas y les brinde mejores soluciones para afrontar la crisis de la pandemia. Según el periódico El Tiempo, los habitantes de la zona aseguran que en este periodo de cuarentena 238 familias no han recibido ayudas del estado, por esa razón empezaron a poner trapos rojos en las entradas de sus casas como simbolismo para manifestar esta inconformidad. Lo anterior refleja que la gente no puede lidiar con un aislamiento obligatorio, cuando en sus casas se están muriendo de hambre y el estado aún no se hace visible con medidas de mitigación.

Tras estas protestas protagonizadas en el sur de la ciudad, la Policía y el ESMAD hicieron presencia, disipando a las personas con gases lacrimógenos, a lo cual como lo mencionan en el periódico El Tiempo, la Alcaldesa Claudia López manifestó que fue a causa de intentos de atracos a supermercados de barrio. Por tanto, era necesario que las fuerzas del Estado intervinieran. De igual modo, se negó el hecho de circulación de helicópteros realizando dispersión con gases lacrimógenos por vía aérea. Sin embargo, el edil del Polo Democrático, Cristian Robayo, publicó en sus redes los videos de lo ocurrido, acompañando la protesta y mostrando los abusos policiales, información que también fue difundida por la Silla Vacía.

Ahora bien, esta situación crea un panorama más amplio frente a las estrategias para minimizar todos daños colaterales que deja la emergencia sanitaria. En ese sentido los líderes locales se han organizado a través de mesas de trabajo para tener una agenda clara de las necesidades reales y las exigencias antepuestas al gobierno. Así lo manifestaron en el periódico El Espectador al señalar que es urgente que se declare la emergencia de salud y calamidad pública en la localidad, para poder modificar el presupuesto local y ayudar a las familias más vulnerables. Los líderes consideran que se debe replantear nuevas estrategias de veeduría y control social, por parte de los líderes, juntas de acción comunal y organizaciones sociales. En la siguiente infografía se muestra específicamente las cuatro propuestas de los líderes comunales ante el gobierno.

Imagen que contiene exterior, texto, negro, firmar  Descripción generada automáticamente

Por otro lado, la Alcaldesa Claudia López y el Secretario de Seguridad, Convivencia y Justicia, Hugo Acero, aseguran que todas estas protestas están influenciadas por intereses políticos y que la Alcaldía ya está trabajando por la transparencia en la entrega de las ayudas sin intermediarios políticos. Sin embargo, en estos momentos más que las influencias e intereses políticos se debe asegurar el bien común. En esta coyuntura no hay cabida para egos políticos, ni manipulaciones para satisfacer a unos pocos.

Finalmente, en tiempos de emergencia, es necesario recurrir a la unión de fuerzas para garantizar ayudas en todos los ámbitos tanto sociales como económicos. Se requiere acudir a la ayuda humanitaria sin distinción de tendencias ni ideologías políticas, por eso es importante tomar en cuenta las estrategias propuestas por los líderes sociales para conocer las necesidades reales de la población del barrio Ciudad Bolívar.

Referencias

“Denuncian gaseada aérea en Ciudad Bolívar”. El Tiempo. (16 de abril de 2020).

“Ciudad Bolívar su tragedia tras la llegada del coronavirus al país”. El Espectador. (17 de abril de 2020).

“Claudia López explica situación en Ciudad Bolívar”. El Tiempo. (16 de abril de 2020).

Universidad El Rosario. (2009). Enfermedades neuropediátricas afectan el desarrollo escolar de niños bogotanos. Neuros, 1-8.

Edición 679 – Semana del 25 de abril al 1º de mayo de 2020
   
 
Importante: Cada autor es responsable de sus ideas y no compromete el pensamiento de Viva la Ciudadanía.
Se permite la reproducción de nuestros artículos siempre y cuando se cite la fuente.
 
 
 
 
comentarios suministrados por Disqus